Retiros espirituales, amplian la utilización de generadores

Retiros espirituales, amplian la utilización de generadores, así que comprar ahora mismo un buen generador eléctrico, para que los ejercicios de meditación bajo techo transcurran bajo condiciones climáticas y luminosas estables, tranquilas y seguras. Así la meditación cumple su principal cometido como práctica: entrenar la mente, inducir un modo de conciencia donde focalicen los beneficios que se necesitan para el espíritu o la existencia terrena más inmediata: relajación, consolidar las energías internas, la fuerza de vida indistintamente conocida como Qì, Ki, Chi, Prāṇa.

Un espacio estable gracias a condiciones ambientales reguladas artificial pero orgánicamente por generadores eléctricos, es propicio para desarrollar las más variadas técnicas meditativas siempre regidas por objetivos nobles como desarrollar compasión, amor, temperancia, paciencia, generosidad, piedad, perdón, o facilitar estados de bienestar permanentes con todas las dinámicas y actividades de su vida. En fin, la paz total a partir del control armonioso de pensamientos y emociones.

Pues tan variadas son estas maneras de practicar la meditación como diversas las religiones que las han acometido y acometen a lo largo de los años, la historia y las culturas. Pues la meditación no es un religión per se. Su concepto occidental proviene del término latino “meditatĭo”, que inicialmente designaba un ejercicio intelectual.

Comments are closed.